El efecto de la oxitocina sobre la intoxicación por alcohol.

Por impresionante que parezca aún en esta época es difícil explicar un fenómeno que nos ha ocurrido a todos: la falla en la coordinación motora después de consumir alcohol.

¿Qué precipita ese característico tambaleo que nos produce beber unas copas de mas?

Para contestar esta pregunta primero debemos de contestar ¿cómo actúa el alcohol en nuestro cerebro? El etanol es un depresor del sistema nervioso central y actúa en distintos receptores en las neuronas. Uno de los sistemas que de forma más importante es alterado por el alcohol es el sistema GABAérgico (cuyo transmisor es el ácido aminobutírico*); sin embargo, no es el único, también han sido relacionados los receptores colinérgicos (acetilcolina), glutamatérgicos y algunos canales de calcio y potasio.

Distintos estudios han encontrado que la falla en la coordinación motora es producida por la interacción del etanol con receptores GABAA del cerebelo, específicamente receptores que se hallan en las células granulares (**).

Por otra parte, es conocido que la oxitocina (una hormona famosa por sus efectos en el parto, la lactancia, el comportamiento social y hasta “el enamoramiento”) juega un papel relevante en las adicciones. Pero ¿también podría ayudar en la intoxicación aguda por consumo de alcohol?

Esta fue la pregunta que se realizaron investigadores de la Universidad Rockefeller de Nueva York y de la Universidad de Sidney, Australia; para contestarla administraron oxitocina en el cerebro de ratas (técnicamente intracerebroventricular) a las que posteriormente daban alcohol (etanol). El resultado fue sorprendente, la administración de oxitocina disminuía notablemente el efecto de sedación y falla en la coordinación motriz producida por alcohol, como podemos observar en el siguiente video:

Los resultados no acababan ahí, pues al investigar los mecanismos celulares por los cuales se producía este curioso efecto,  los científicos encontraron que la oxitocina no estaba actuando sobre receptores a oxitocina, sino directamente sobre receptores GABAérgicos.

Este descubrimiento es, además de curioso, importante, pues se da en una época en la cual la oxitocina puede debutar como un tratamiento eficaz en el control de las adicciones.  Además de que uno de los principales problemas ocasionados por el consumo de alcohol es la cantidad de accidentes automovilísticos fatales que precipita (por alteración en la coordinación motriz).

Alfredo Manzano.
Sinapsis MX

Bibliografía:
Bowen MT, et al. Oxytocin prevents ethanol actions at d subunit-containing GABAA receptors and attenuates ethanol-induced motor impairment in rats. Proc Natl Acad Sci U S A. 2015; 112(10): 3104-9.
* Para aprender más sobre el sistema GABAérgico lo invitamos a ver el siguiente video

** Éste artículo, publicado en Nature Neuroscience, lo puede bajar de manera gratuita en la siguiente liga:  http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC2854077/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s